Trotamundo Arte Público

2017

Este componente del proyecto busca romper con la (a veces abrumada) experiencia cotidiana del tránsito citadino abriendo un espacio para la sorpresa y el aprendizaje espontáneo, donde las reglas del taller se rompen para ofrecer un acercamiento directo con la noble disciplina de la gráfica.  Por otro lado, el dispositivo móvil es también una plataforma para la diseminacion de música, o más apropiadamente, de experiencias sonoras en las que los jóvenes músicos han terminado a las calles como escenario. 

  El género del arte público es una robusta tradición en México. Basta con recordar los momentos fundacionales del proyecto cultural del Estado mexicano en la modernidad donde el muralismo gozo de un ímpetu creativo que marco las primeras décadas del siglo XX y que, de algún modo, se extiende y diversifica en muchas de las expresiones del arte urbano actual de este país. La relación entre cuidad y arte encuentra en México distintos momentos de mutua influencia, como es el caso de la dupla entre urbanismo y escultura monumental que aun goza de cierto prestigio y vitalidad en distintas ciudades de México.

Sin embargo, a la par de estas dos grandes rutas del arte público mexicano, existe una multitud de trayectorias paralelas. Nos referimos a las practicas artísticas de escala micro, aquellas que desde los años setentas del siglo pasado han transformado efímeramente las calles de muchas ciudades y que han articulado distintos haceres como la fotografía, la gráfica y la escritura con temáticas como la memoria o la política nacional. Muchas de estas propuestas han puesto en juego la aleatoriedad y la vida cotidiana para configurar un campo fértil para la creación.

  Este es el caso de Trotamundo un proyecto impregnado de una estética urbana que conjunta de forma desenfadada la gráfica en un sentido amplio y la música. Mas que un proyecto de gestión cultural, esta iniciativa articula distintos elementos que lo convierten en una plataforma que busca dinamizar experiencias entre creadores y públicos fuera de los muros del taller, la sala de concierto el museo. Por un lado, esta el aspecto móvil del dispositivo en donde los artistas han generado sus propuestas gráficas en <tiempo real> frente a los traseuntes de las calles de la zona Centro de esta ciudad.

  Trotamundo es algo más que una galería móvil de arte urbano, ya que como eje principal de la propuesta se propone acercar a las transeúntes a la experiencia del trabajo con la técnica de la serigrafía, ofreciendo a cualquier persona la oportunidad de reproducir obras de los artistas mencionados.

La presentación de Trotamundo en las salas de exposición de este centro, mas que contradecir el principio micro e informal del proyecto, es una estrategia de intervención creativa para recordarnos la vida en ebullición que esta allá fuera, en nuestras calles, y que resuenan con potencia dentro de este espacio.Esta muestra de archivo nos brinda la posibilidad de valorar y disfrutar estas propuestas visuales y sonoras bajo una nueva perspectiva y, seguramente, tendrán eco en muchas y muchos que reconocerán sonidos y ambientes, y que se sorprenderán con personajes o composiciones visuales a las que tenemos acceso y que, sin embargo, cierta anestesia del estrés citadino nos arrebata.

Félipe Zúñiga

Colaboradores:

Artistas Visuales

Voluntarios

Músicos

Alonso Delgadillo <Norteño>

Camarena <Shemo>

Carlos Roa

César Vázquez

David Peña

Néstor Mondragón <Spel>

Sergio Hurtado <Fide>

Andrea Tavarez Boeta

Andrea Vázquez Martínez

Daniela Bartolini

Rubén Gutiérrez Armenta

Susana Juárez Salcido

Asistente Del Proyecto

Bryan Ruelas

Daniel A. Lara <Danne Green>

Gabriel de la Mora

Héctor Luis Santos <Santos>

Los Reberdes del Son

  Eder Martínez

  Orlando Martínez

  Antonio Reyes 

Le Rodríguez

  Fernando León Rodríguez

  Miguel Rodríguez

Násmar Gúzman

Andrea González Múñoz

Chris Álvarez

Realización y Edición de Vídeos

© 2023 hecho por ADAM SCHARF. Orgullosamente creado con Wix.com